Legisladores

Ricardo Monreal AvZacatecas, Zac. El senador Ricardo Monreal, ex gobernador de Zacatecas, presentó hoy su nuevo libro, en el que narra la fabricación de un expediente negro que es reciclado en cada proceso electoral, pese a que fue resuelto exonerando a su familia

La experiencia vivida nos dice que, cuando, desde el poder, se trata de acabar con un enemigo político, la perversión no conoce límites y las instituciones de justicia y electorales, tanto estatales como federales, son utilizadas para perseguir y desacreditar a las familias o movimientos para conseguir su objetivo, siempre con el aval y complacencia del presidente de la república y el gobernador o gobernadora.

Así queda de manifiesto en la presentación virtual del libro “La Infamia”, autoría del Senador de la República Ricardo Monreal Ávila en sesión con casi 70 comunicadores zacatecanos, que tuvo lugar al medio día de este domingo, último de julio, en el cual se hace un recuento del origen y desenlace de la que, resultó ser una gran mentira originada en lo mas alto del poder federal, pero que ha sido profusamente difundida en los medios, en donde se acusó, sin ningún sustento, a integrantes de la familia Monreal de delitos de narcotráfico.

El libro, dedicado “a las víctimas de la maquinación y la perversidad políticas, cuyas vidas y las de sus familias fueron destruidas por el abuso de poder y la impunidad”, comienza con el extracto de un texto del reconocido periodista Jorge Fernández Menéndez, quien explica y reconoce como fue “utilizado” por funcionarios de muy alto nivel del entonces presidente Ernesto Zedillo Ponce de León, quienes le entregaron un expediente apócrifo en el que se describían supuestas investigaciones a familiares del hoy senador Monreal, acusados de estar relacionados con el narcotráfico, a fin de desacreditarlo y evitar que ganara la gubernatura de Zacatecas en 1998, expediente que, a la postre, resultó ser ficticio.

Esa misma estrategia fue utilizada en 2009, cuando su hermano David se perfilaba como candidato a la gubernatura zacatecana, pero ahora acusando a otro hermano (Cándido), del mismo delito de narcotráfico, a quien, incluso, le fue asegurada una deshidratadora de chile que supuestamente era utilizada para el ilícito. En este momento el estado era gobernado por Amalia García Medina quien se prestó y promovió esa campaña de desprestigio, que años después se demostraría como un infundio, a tal grado que las autoridades federales desde el 2009 le han querido regresar la deshidratadora por no haberse demostrado nada, pero Cándido no la ha querido recibir por estar saqueada y desmantelada con un daño patrimonial valuado en 6 millones de pesos.

Esto último, comentó el autor de La Infamia, será motivo de demanda para que a su hermano le restituyan el daño patrimonial causado, que incluye la desaparición de un camión, básculas, quemadores e instrumentos, ya que en cuanto a la acusación de que fue objeto y que no se le probó, ya le dijeron “usted disculpe”.

Monreal Ávila, actual presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Senadores, dijo tener confianza en que en el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, ya no se utilicen las amenazas, fraudes, campañas negras y compra de votos, porque aparte de que todo delito electoral fue clasificado como grave en la nueva legislación, el actual Jefe del Ejecutivo mexicano tiene la convicción de desterrar estas prácticas tan utilizadas antes.

Reconoció que los ataques e incriminaciones a la familia Monreal, con los mismos motivos, se repiten periódicamente porque en 2016, estando de gobernador Miguel Alonso Reyes la campaña negra, e insultante apareció de nuevo, con la complacencia del Instituto Nacional Electoral y el órgano electoral zacatecano, hasta que intervino, tardíamente, el Tribunal Electoral para corregir a las instancias electorales que consideraron las ofensas como “derecho de expresión” y no como delito electoral.

Recordó también que, en días recientes, en la capital zacatecana, se reunió con algunos comunicadores y de nuevo se revivió la campaña acusatoria contra los Monreal, desconociendo, deliberadamente, que el caso ya fue aclarado por las instancias judiciales que dijeron no encontrar nada, después de años de investigación, lo cual los exoneró.

Esta situación es explicable porque se conoce que, de nueva cuenta, su hermano David, puede ser candidato a gobernador y ya se le trata de desacreditar por parte de enemigos políticos que observan que se encuentra en el mejor momento para triunfar en las elecciones que se avecinan en el 2021.

Agregó que ésta fue la primera presentación de su libro, el último de la serie de 28 escritos a la fecha, y que la segunda será ante los medios de comunicación nacionales, a la vez que comentó que si David, su hermano, se postulaba como candidato a la gubernatura zacatecana, cambiaría su domicilio a la entidad para emitir su voto por él, a quien calificó de maduro, tolerante, honesto y con vasta experiencia.

https://www.facebook.com/RicardoMonrealA/videos/3244724788976969/?v=3244724788976969

e-max.it: your social media marketing partner
LÍNEA SECRETARIO