Gobierno
powered by social2s

salaEl presidente municipal de Zacatecas compromete un traspaso responsable; hay rezagos por limitante económica, pero metas cumplidas a 90%

 

El ayuntamiento de la capital se ha preparado desde inicio de este año para hacer una entrega-recepción responsable, con cuentas claras y apegada totalmente a la legalidad.

El alcalde Alfredo Salazar de Santiago informó que de acuerdo con las responsabilidades del municipio, “dejaremos las condiciones con una clara transparencia, rendición de cuentas y con resultados tangibles de lo alcanzado durante estos tres años”.

El poder municipal se entregará en septiembre próximo, acorde al resultado de las últimas elecciones, cuando el gobierno de extracción priista sea relevado por el partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), lo cual ha dado lugar a roces verbales con la alcaldesa electa Soledad Luévano Cantú.

En cuanto a las metas planteadas en el Plan de Desarrollo Municipal, resaltó que en la actualidad se ha cumplido ya en un 90 por ciento, quedando pendientes de atender las demandas de mayores obras en las más de 200 colonias y las comunidades, dijo el actual presidente municipal, quien sustituyó a Carlos Peña, ahora diputado electo de la alianza PRI-PVEM-Panal.

Salazar de Santiago destacó que no obstante que el año pasado fue declarado como el año de la obra pública, de acuerdo con el crecimiento poblacional implica no tener el recurso económico necesario para dar cobertura a todas las necesidades, aun cuando el ayuntamiento trató siempre de realizar gestiones permanentes para cumplir lo que exige la ciudadanía.

Abundó que en este tema de la obra pública, la atención nunca dejó de estar presente, pero las necesidades de las colonias crecieron.

Este año, destacó, se ha tratado de consolidar el tema de los servicios públicos como es la recolección de basura, para lo cual el Ayuntamiento logró adquirir ocho camiones nuevos, además de tener una relación constante con la ciudadanía vía telefónica, y con el número gratuito 01800, “con lo que tratamos de satisfacer las necesidades más apremiantes de los capitalinos”.

Por último, en un tema por demás importante, Salazar de Santiago aclaró que en esta administración no hay aviadores, sino que todos los trabajadores tienen funciones en cada una de sus áreas y devengan el salario que cobran.

Además, para dar un mejor servicio, se trataron de cubrir, con el personal ya existente, áreas que requirieron de una mayor atención. Recordó que los empleados de confianza están sujetos a un contrato con fecha de caducidad, y en lo general, todos checan entrada y salida al inicio y término de sus funciones.

e-max.it: your social media marketing partner